° ¡Llegamos a 29.098.342 millones de visitas gracias a ustedes!

URL

De WikicharliE
Saltar a: navegación, buscar
  URL   Bienvenido a Departamento de Sistemas e Informática  

Presentación

URL son las siglas en inglés de Uniform Resource Locator, que en español significa Localizador Uniforme de Recursos. La URL es la dirección específica que se asigna a cada uno de los recursos disponibles en la red con la finalidad de que estos puedan ser localizados o identificados. Así, hay un URL para cada uno de los recursos (páginas, sitios, documentos, archivos, carpetas) que hay en la World Wide Web.

WikicharliE Patrimonio de Chile

El URL fue creado por Tim Berners-Lee y usado por primera vez en 1991. No obstante, a partir de 1994, el concepto de URI (Uniform Resource Identifier) que en español significa Identificador Uniforme de Recurso, absorbió al de URL, debido a que el primero era más general. Sin embargo, URL sigue siendo la designación más usual fuera de los ámbitos especializados.

El URL es usado para encontrar un recurso en Internet. Por ejemplo si quieres buscar un artículo en nuestra página 'significados.com' sabes que el URL que te va a llevar a él es https://www.significados.com. Esta dirección se compone de:

  • 'https://' que sería el protocolo de acceso para las páginas de internet. Otro ejemplo es el 'ftp://' que es el protocolo para descarga de ficheros.
  • 'www' que es la dirección del recurso.
  • '.significados' sería el nombre del dominio y
  • '.com' es el tipo de dominio. Estos pueden ser genéricos como .net, .org, .mobi o territoriales como .mx, .ar, .cl. Hoy en día el tipo de dominio se está diversificando pudiente contener frases completas como .google o .maps.

URL y para qué sirve

El URL sirve para que podamos encontrar aquello que estamos buscando en la red: una página, un sitio, un archivo, un documento, etc. En este sentido, el URL posibilita que un recurso de información sea encontrado por nuestro navegador de internet, y éste lo decodifique y nos lo muestre de la forma adecuada.

De allí que el URL contenga diversas informaciones: el nombre de la computadora que proporciona la información, el directorio en que está ubicado, el nombre del archivo, así como el protocolo que debemos usar para recuperar los datos. URL y sus características

El URL es una dirección simple que combina cuatro elementos de información fundamentales: el protocolo (por ejemplo, HTTP o HTTPS), el servidor o anfitrión con que se establece la comunicación, el puerto de red en el servidor para conectarse y, finalmente, la ruta al recurso o archivo que al que se está procurando acceder en el servidor. Por ejemplo: http://www.direccion.org/ejemplo/item.html.

A dónde van URL acortadas. Trucos para no caer en trampas

Hackers WikicharliE.jpg

9 de junio 2013

Ya sea por estética o por economía, las URL acortadas nos han solucionado unos cuantos problemas. Sobre todo a los fanáticos de Twitter, donde ahorrar caracteres es vital y clicar bitlys y owlys es, como quien dice, el pan nuestro de cada día. Pero un estudio de Web of Trust alerta de que entre el 5% y el 10% de las URL abreviadas conducen a sitios web maliciosos. Por eso, la Oficina de Seguridad del Internauta (OSI) ofrece algunos trucos y herramientas gratuitos para que, antes de hacer clic, siempre sepamos dónde iremos a parar.

Lo habitual, explican desde la OSI, es que nuestro antivirus o nuestro propio navegador detecten si la dirección en la que hemos clicado es maliciosa antes de que esta se abra en nuestro ordenador, pero cabe la posibilidad de que esto no suceda y acabemos en una web de phishing, spam o descarga de malware. Para evitar ese riesgo, podemos valernos de algunos trucos, que son explicados con detalle en el siguiente vídeo.

Al igual que existen acortadores de URL, también existen alargadores. La OSI cita, en concreto, dos; KnowURL y LongURL, que nos permiten introducir la dirección abreviada en un cajón que la “traduce”, es decir, nos muestra la ubicación real a la que vamos a ser conducidos.

Asimismo, es posible instalar en el navegador Google Chrome un complemento llamado LinkPeelr, que permite que, con solo posar el puntero del ratón sobre una dirección abreviado, conozcamos cuál es la URL completa.

El símbolo “+”

Otra posibilidad que no todo los virnautas conocen, es la de añadir el símbolo “+” al final de la URL abreviada. Permitida por los acortadores de Google y Bit.ly, posibilita que, pegando la dirección abreviada en la barra de URL de nuestro navegador y agregando “+” tras su último carácter, seamos dirigidos a una página de Google o de Bit.ly en la que obtendremos información sobre la web a la que estamos intentando acceder.

Además, existen otros acortadores de URL, como el de McAfee, que “escanean” las direcciones abreviadas para detectar si conducen a páginas peligrosas, y también nos pueden ayudar los analizadores de enlace “clásicos”, como VirusTotal. En cualquier caso, desde la OSI recomiendan que empecemos por la instalación de un antivirus o cortafuegos en nuestro equipo y que actuemos siempre con sentido común.

Visita otros de nuestros artículos

TODAS LAS PAGINAS.png
Haz click en el ícono